Temas

Consejos de fisioterapia para disfrutar del verano

26/06/2018 · Fisioterapia

Desde la Unidad de Fisioterapia de Clínica Teknos queremos ofrecerte una serie de consejos para disfrutar del verano:

  • Si vas a hacer senderismo o cualquier actividad al aire libre, calienta y estira la musculatura antes de las caminatas. Al finalizar vuelve a estirar. Si en esa caminata te encuentras un río o un arroyo, puedes meter los pies descalzos buscando el efecto relajante y antinflamatorio del agua fría. En este sentido, desde la Unidad de Podología recuerdan que se debe utilizar un calzado adecuado a la actividad a realizar. No es lo mismo correr por la playa que hacerlo en la montaña. 
  • Evita sobrecargar la mochila para evitar que la espalda sufra.
  • Antes de comenzar a nadar, calentaremos y estiraremos. Podemos hacerlo dentro del agua.
  • Si practicamos deportes de raqueta en la playa, procurar estar en arena mojada, ya que el terreno es más estable. Si lo hacemos en arena seca, ponernos zapatillas, para proteger nuestros tobillos y pies. Y recuerda, calienta y estira antes y después.
  • Cuando cambiamos de cama y almohada, nuestro cuello se puede quejar. Ya en muchos hoteles y casas rurales puedes elegir el tipo de almohada que quieres. Si no es así, recuerda que una almohada tiene que tener la altura para acoplarse a nuestro cuello. Si la almohada es muy alta o muy baja, es preferible que la sustituyas enrollando algunas toallas a la altura que necesitas y meterlas dentro de la funda.
  • Si cuando te vas a levantar de la cama notas molestias e la zona lumbar, realiza estiramientos antes de incorporarte: lleva ambas piernas flexionadas al pecho, y abrázalas, realizando pequeños círculos en ambos sentidos. Después, dobladas y, juntas, déjalas caer hacia un lado, y mantén, contando hasta 20. Despacio, llévalas al otro y repite. Vuelve a abrazarlas…y ya estás listo para levantarte.
  • Si vas a realizar actividades aeróbicas, como correr, voleibol... elige las primeras y últimas horas del día para hacerlo. Evita las horas centrales para evitar "golpes de calor". No te olvides de proteger tu cabeza del sol, y de beber mucha agua, antes, durante y después de la actividad. ¡Cuidado con la deshidratación!

 

Si habitualmente realizas sesiones de fisioterapia, antes de irte de vacaciones habla con tu fisioterapeuta para que te ofrezca las recomendaciones necesarias para que puedas seguir un mínimo entrenamiento durante tu descanso. 

 

¡Compártelo!